Cáncer de riñón

Cáncer de riñón

El tumor maligno más frecuente del riñón es el carcinoma de células renales (células claras), sin embargo, existen otros tipos histológicos menos frecuentes, que deben ser individualizados en su tratamiento, ya que en muchos de ellos, difiere considerablemente respecto al carcinoma renal de células claras. 

Las opciones de tratamiento, una vez más, varían dependiendo del estadio en el que se diagnostica esta entidad. Una vez realizado el diagnóstico, ya sea tras una cirugía o una biopsia menos frecuentemente, se realizan pruebas complementarias que nos permiten determinar o descartar la extensión y/o diseminación de la enfermedad en otros órganos del cuerpo.

Existen diferentes tipos de tratamiento para los pacientes de cáncer de riñón, y son los siguientes:

  • Cirugía (nefrectomía parcial o radical, vía laparoscópica habitualmente).
  • Terapias dirigidas a dianas moleculares (interfieren en algunas vías moleculares que las células del tumor necesitan para crecer y multiplicarse y por ende, impiden su desarrollo).
  • Inmunoterapia (a raíz de complejos procesos e interacción entre esta medicación y las células tumorales, llevan a la activación de nuestras defensas frente al tumor).
  • Ensayos clínicos (estudios y protocolos en distintas fases de investigación clínica, con el propósito de complementar o añadir un beneficio a los tratamientos actuales o una nueva oportunidad terapéutica para distintas fases de la enfermedad).